Atada.

A veces me pregunto que tan ”libres” somos, a veces me pregunto si somos libres, y muchas otras dejo de preguntarme porque no hallo razones con gran peso para que estas cuestiones (que tal vez yo no solamente me haga sino que todos alguna vez se las han hecho  sin querer a lo largo de la vida) sean resueltas.

Todos estamos atados, atados a la computadoras, a un celular de ultima  tecnología, a la pareja (Sin querer o posiblemente por masoquistas), estamos  atados a los recuerdos (esos que uno nunca desearíamos cambiar por mas daño que nos hagan), estamos atados a sueños imposibles (aunque nada es imposible en esta vida, sino que nosotros mismos somos nuestros impedimentos), estamos  atados a el amor, a las drogas, a el consumismo, a el dinero, a la TV, a la música y hasta la vida misma estamos atados. Estamos atados a cualquier mierda existente, pero aun así deseamos y pretendemos ser libres ¿Que irrisorio no?.

¿Por qué nos atamos a cosas que tarde o temprano tendremos que dejar el día de nuestra muerte? porque implemente no disfrutamos de la vida, esa  vida que no es justa, pero que tenemos que afrontarla porque el suicidio en este caso no es una opción, es para cobardes,así que ¿Por que nos dejamos atar por las palabras que los demás nos dicen? ¿Es que acaso no creemos en nosotros? ¿Nuestra palabra no pesa mas que la de cualquiera?, ¿no tenemos criterio propio?, ¿no tenemos la hijueputa verraquera para defender lo que deseamos, queremos y pensamos? somos patéticos, y así pretendemos ser ganadores.

Pienso cada día, y mucho mas cada  día que ha transcurrido en este año, en que tengo que defender lo  que deseo, debo  creer  en mi palabra y en mis decisiones, porque mal que bien de esas decisiones se ha formado la vida de esta artista de mierda, y se seguirá formando con cada ”si” y cada ”no” que yo diga cada día, porque en cada día se nos presentan oportunidades grandes, pequeñas y de mierda, oportunidades que te dan todo y muchas otras que te tiran a la borda, como cuando eres pequeño y es tu primer día de escuela, es ese pequeño momento en donde tu madre te deja en la entrada de la escuela y algunos se agarran a ”grito herido” y muchos otros les gusta sentirse un poco solos, un poco ”libres” les gusta estar lejos y darse un respiro hasta de su propia familia, pero se sienten algo felices, es ese pequeño instante en donde te das cuenta que estas solo, que en esta puta vida mal que bien ni tu madre te acompañará hasta la tumba, las decisiones son tuyas, si te amargas el día o la vida,si pretendes ser de aquellos infelices, que van por la vida consiguiendo dinero para  subsistir, endeudándose hasta el cuello para darle ”lo mejor a sus hijos” como si esto valiera la hijueputa pena, como si sus hijos fueran a dar lo mismo por ellos, como si no tuviera una vida propia y dejan sus sueños a un lado (Aun no entiendo que tan grande ha de ser ese sacrificio) por complacer a otros; Siento tristeza ajena, siento que a veces ese pensamiento de conformidad y mediocridad me contamina sin querer y me asusta porque tengo que salir de donde estoy, de esta  mierda, tengo que superarme por encima de lo que he llegado a hacer y a ser hasta hoy pues aunque mi padre diga que en mis dieciséis años no he logrado nada, tengo la certeza de que he hecho mas de lo que cualquiera ha hecho con dieciséis años, tengo la certeza de que con cada trazo imagine mundos y personas distintas que posiblemente vi en otras vidas o simplemente salían de mi subconsciente tengo la certeza de que he trabajado muy duro con esfuerzo y perseverancia para lograr los trazos y las técnicas que he adquirido  hasta el día de hoy; Porque nunca espere que mis padres me metieran a una academia o sino ni siquiera sabría dibujar ni un árbol, porque sabia que posiblemente no ingresaría por cuestiones económicas o por decisión de ellos, porque desde ese entonces no ves el apoyo ni nada de eso,  y con eso me refiero a el papel que debe cumplir la familia  con uno, de creer en uno, porque son una familia, porque deberían apoyarse los unos a los otros, pero a veces suelo creer que a mi familia le parece ”bonito” lo que hago, pero no si el me puedo ganar una vida con eso.

Me invade un dolor en el pecho muy fuerte, el dolor que siento cuado me siento mas sola que nunca, cuando me siento atada a los prejuicios de la gente, a los prejuicios de mi  familia, es ese puto dolor el que tengo que acabar pues no estoy sola, estoy conmigo misma y con el arte, pues cada día recuerdo que si necesito una mano la  tengo al final de mi brazo, así que no me puedo quejar, soy lo mejor que tengo y espero ustedes piensen lo mismo de ustedes mismos,  nunca se abandonen por los demás, no se aten a los demás, recuerden que los demás no lucharán por ti cada dia por toda una vida ni por tus sueños…

Con amor.

-Melissa Aguirre Naranjo
La Artista de Mierda

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s